El tribunal rabínico de Jerusalén ordena a Hungría que congele temporalmente los fondos para los grupos judíos en disputa

Por. Cnaan Liphshiz

Un tribunal de Jerusalén emitió una orden judicial no vinculante sobre el gobierno de Hungría ordenando el congelamiento de los fondos para los grupos judíos húngaros en disputa en espera de las conclusiones del tribunal israelí.

El fallo sin precedentes del miércoles de la sección cívica del Tribunal Supremo del Rabinato de Jerusalén, que es parte del poder judicial del estado israelí, fue una escalada de tensiones entre las organizaciones judías ortodoxas húngaras y el grupo paraguas Mazsihisz, que es en gran parte Neolog, una corriente de Europa Central de judaísmo similar al judaísmo conservador.

Dos grupos paraguas ortodoxos, EMIH, que está afiliado al movimiento Chabad-Lubavitch, y MAOIH, demandaron a Mazsihisz en la corte del rabinato porque la halajá, la ley judía ortodoxa, requiere que las disputas entre judíos sean juzgadas por otros judíos. Los apelantes también demandaron al gobierno húngaro, que financia a todos los grupos judíos húngaros, como «acusado formal», escribieron.

MAOIH afirma que Mazsihisz le debe $ 33 millones.

El dinero supuestamente está relacionado con una ley de 1991 en Hungría que garantiza la financiación a organizaciones judías de 153 propiedades sin herederos que fueron robadas a las comunidades judías durante y después del Holocausto.

MAOIH afirma que posee el 40% de esas propiedades, pero ha recibido solo el 5% de los fondos de Mazsihisz, que MAOIH dice que era responsable de distribuir el dinero de restitución.

EMIH apoya la acción legal contra Mazsihisz.

EMIH y Mazsihisz también se han enfrentado en política, incluidas las acusaciones de Mazsihisz de que el gobierno húngaro ha fomentado el antisemitismo. EMIH rechaza el reclamo.

Mazsihisz en un comunicado disputó que le debe el dinero a MAOIH y protestó por «ataques recientes e intentos de dividir nuestra comunidad».

FuenteJTA

últimos