Niño de 11 años toca el Shofar frente a la Corte Suprema en Estados Unidos

Micah Blay confesó que tocar un shofar grande frente a la Corte Suprema de Estados Unidos para unas 250 personas fue «definitivamente como algo aterrador».

Micah, de 11 años, acompañó a su madre, la activista Dana Marlowe, el sábado al edificio de Washington, DC, desde su casa en los suburbios de Maryland para presentar sus respetos a la difunta juez Ruth Bader Ginsburg. Marlowe dijo que su hijo tocó el shofar varias veces más a medida que más y más personas llegaban al lugar, y que estaba cumpliendo una mitzvá para Rosh Hashaná.

También trajeron piedras en nombre de casi 300 personas para colocarlas frente al edificio en lugar de colocarlas en su tumba.

Marlowe dijo en el programa «Good Morning Washington» en WJLA-Ch. 7 que también imprimió varias copias del Kadish del doliente para decirlo en la Corte Suprema en honor a Ginsburg.

Ginsburg “es uno de mis héroes, como ícono feminista, como agente de cambio para la sociedad durante décadas y décadas”, dijo Marlowe.

Dijo que ella y su familia «estaban literalmente mojando manzanas ceremoniales en miel» al comienzo de la festividad de Rosh Hashaná «cuando mi teléfono comenzó a explotar» con mensajes.

Marlowe tuiteó que estaba “devastada” al enterarse del fallecimiento de Ginsburg y decidió inmediatamente hacer una peregrinación a la Corte Suprema al día siguiente, el primer día de Rosh Hashaná.

«Fue conmoción y angustia y no podía creerlo», dijo.

Micah agregó que la familia estaba «haciendo lo correcto» al decidir pasar un día de Rosh Hashaná frente a la Corte Suprema en honor a «una gran persona» como Ginsburg.

FuenteJTA

Lo último