Las vitaminas prenatales reducen el riesgo de autismo, según investigadores israelíes

Un estudio de cuatro años en decenas de miles de niños israelíes concluyó que las madres que toman ácido fólico y multivitaminas antes y durante el embarazo corren un riesgo significativamente menor de dar a luz a niños con autismo que las mujeres que no.

El profesor Stephen Levine del departamento de salud mental de la comunidad de la Universidad de Haifa dirigió un estudio de 2003 a 2007 que investiga los datos de prescripción para las madres de 45.300 niños israelíes. Para 2015, 572 de estos niños fueron diagnosticados con trastorno del espectro autista.

Según el estudio, las madres que tomaron ácido fólico, multivitaminas o ambas antes del embarazo tenían un 61 por ciento menos de probabilidades de dar a luz a un niño autista. Cuando las mujeres tomaron los suplementos durante el embarazo, ese número saltó al 73 por ciento. Los resultados fueron publicados en el Journal of the American Medical Association Psychiatry.

Las deficiencias vitamínicas en las madres se han asociado desde hace tiempo con defectos neuronales, y se recomienda a las mujeres embarazadas tomar ácido fólico y multivitaminas. Pero la investigación no ha sido concluyente en cuanto a si los suplementos pueden afectar el riesgo de autismo.

En una entrevista con Reuters Health, Levine enfatizó que «los factores antes del embarazo pueden ser un objetivo para un mayor escrutinio para reducir la probabilidad de autismo».

El autismo afecta actualmente a uno de cada 160 niños en el mundo, según la Organización Mundial de la Salud.

Lo último